enesfr

Visas Nueva Zelanda

Visado Estudia y trabaja en Nueva Zelanda

Si quieres venir a Nueva Zelanda a vivir la experiencia y además quieres combinarlo con aprender algo nuevo, tu visa perfecta es la de estudiante con la que podrás permanecer en el país por la totalidad del curso.

Una de las mejores ventajas este tipo de visado es que, además tienes permitido trabajar hasta un total de 40 horas quincenales, lo que te permitirá sobrevivir durante tu estancia kiwi además, cuando tomes vacaciones podrás trabajar de manera ilimitada, con lo que podrás ahorrar bastante si tu objetivo es poder viajar al acabar el curso. Aunque, ten en cuenta que solo tendrás vacaciones si la duración del curso es igual o superior a cuatro meses. La duración de las vacaciones dependerá mucho de la institución y del curso, pero para que te hagas una idea, con un curso de seis meses obtendrías un visado de siete meses y uno sería de vacaciones. 

Por último, para aplicar a esta visa, deberás poder demostrar fondos económicos para ser capaz de sobrevivir en el caso en que no encuentres momentos. El objetivo de esta medida del gobierno es solo garantizar tu propio bienestar durante el tiempo que permanezcas aquí.

Foto: @pabloheimplatz

Visado Working Holiday en Nueva Zelanda

Con esta visa que dura un año entero podrás trabajar hasta un máximo de seis meses (máximo tres con el mismo empleador) y aprovechar el resto para viajar y conocer un país tan increíble. Esta visa solo está disponible en ciertos países y con un número limitado de visados al año. Además, para poder solicitarla debes de estar en la franja de edad entre los 18 y los 31años de edad y solo podrás pedirla una vez en la vida.

Foto: @@rashel8a

Visado de turista en Nueva Zelanda

El visado de turista te permite visitar el país por un máximo de 3 meses en los que podrás visitar a alguien que ya viva aquí, o simplemente viajar y conocer el país. Tendrás que demostrar tener ahorros suficientes para subsistir durante el tiempo que vayas a estar porque esta visa no te permite trabajar bajo ningún concepto.

En el caso de algunos países, no es necesario aplicar al visado pero deberás tener el viaje cerrado, es decir, contar con los billetes tanto de ida como de vuelta.

¿No te han encajado estas opciones?

X
Contactanos